Paso2: Abolladuras en la chapa.

 

 

Antes de golpear la pieza o hacer fuerza sobre ella, lo primero es meter en el hueco interior un taco de madera lo más ajustado posible, de esa forma evitamos que se chafe la carrocería. He comenzado golpeando con el mango de un zincel el lateral.

 

Tras conseguir el efecto deseado, con la dremel y una fresa simulo arañazos por todo este lateral. He cortado la puerta del conductor, ya que la quiero poner entreabierta, así como una de las puertas traseras.

 

En el otro lateral, he simulado un bollo más grande, de los que si lo viésemos en el coche se nos caerían los webs al suelo :)

 

Viendo imágenes de desguaces reales se puede apreciar que los techos también se suele abollar, esta vez de dentro para afuera:

 

 

 

 



 



Chema-2007